Testimonios de cuatro familias en el Encuentro con las familias en el estadio "Víctor Manuel Reyna" de Tuxtla Gutiérrez
Lunes 15 de febrero de 2016
Papa Francisco

Humberto y Lucy, familia formada por padres divorciados en nueva unión

Somos Humberto y Claudia Gomez. Yo Humberto antes era soltero y yo Claudia divorciada con 3 hijos, tenemos 16 años de casados por el civil ,El Señor nos permitió la bendición de tener un hijo de ambos que actualmente tiene 11 años y es monaguillo.

Nuestra relación ha sido de amor y comprensión, somos afines en cosas importantes pero hace 3 años que el Señor nos habló y entramos al grupo DVC cambio nuestra vida, nos acercamos a la Iglesia y recibimos amor, misericordia de nuestros coordinadores, hermanos DVC y de nuestros guías monseñor Alfonso Miranda y el Padre Oscar Lomelín, después de recibir el abrazo y amor de nuestro Señor, sentimos que el corazón no cabía en nuestro pecho.

Los DVC no podemos acceder a la eucaristía, pero podemos comulgar a través del hermano necesitado, del hermano enfermo, del hermano privado de su libertad, etc. Buscamos la manera de transmitir el amor de Dios, que hemos sentido, nos invitaron a ser parte de los voluntarios del IMSS, visitamos enfermos para darles ánimo, decirles que Dios esta con ellos, al visitarlos vimos la necesidad de alimento, ropa y cobija para los familiares de los enfermos, nos organizamos y gracias a Dios tenemos más de 2 años compartiendo el alimento con nuestros hermanos, posteriormente Claudia aceptó ayudar como coordinadora de voluntarias de la guardería que está dentro del penal del topo chico, Las Trabajadoras sociales comentaron las necesidades de los internos que están en la clínica de rehabilitación de adicciones en el penal de hombres y aceptamos colaborar como matrimonio, platicando con ellos y llevando art de higiene personal.

El Señor es maravilloso y nos permite servir a quien lo necesita, solo dijimos Si y El se ha encargado de decirnos hacia donde caminar. Es maravilloso tener un matrimonio y familia donde el centro es Dios.

Beatriz, madre soltera

Mi nombre es Beatriz Muñoz Hernández, tengo 52 años, soy enfermera de profesión y madre soltera. Soy la tercera de una familia de 12 hermanos. Mi infancia estuvo marcada por la pobreza, la violencia y el abandono de mi padre, lo que me hizo no sentirme querida y fornicar en la adolescencia, quedando embarazada en varias ocasiones a lo largo de mi vida y experimentando la tristeza, el rechazo social y la soledad mas profunda.

Me encontré con el amor de Dios a travez de su Iglesia, y me rescató, anunciándome que me amaba, que no me rechazaba y que sobre todo me perdonaba.

Siendo enfermera, muchas veces se me ofreció la oportunidad de abortar pero Dios me ayudó a no permitir atentar contra la vida de mis hijos. La lucha siempre ha sido difícil, pues la precariedad, la soledad y el educar a los hijos sola, la tentación del aborto siempre se presentó como una alternativa que parecía la solución a los problemas, pero con la ayuda de Dios, he podido salir victoriosa de esas batallas y encontrarme con que la verdadera felicidad no está en lo que ofrece la sociedad, sino en encontrarse con el amor del Padre, la misericordia de la Iglesia y el perdón de los Pecados en Cristo.

A través de un proceso de constante catequesis que ma ha ayudado a entender y apreciar la palabra de Dios, a entrar en la oración, a la vida dentro de la comunidad, la práctica de los sacramentos, sobre todo la comunión y la reconciliación, alimentan ahora mi vida y me permiten vivir la misericordia de Dios que Usted, Santo Padre, anuncia para todos los fieles, permitiendo que en mi trabajo de enfermera y en mi familia, pueda dar testimonio, anunciando el amor de Dios a los adolescentes, madres solteras y familias destruídas, siempre impulsando al encuentro con Cristo a través de la Iglesia que me ha acogido como Madre.

Santo Padre, solo pido su bendición, oración y fortaleza para las miles de mujeres que se enfrentan ante la falsa salida del aborto, para que puedan encontrarse como yo, con una Iglesia que les ama y las acoge.

Manuel, adolescente discapacitado

Santo Padre Francisco: Amigo de los adolescentes y jóvenes. Soy Manuel, un adolescente de 14 años. Quiero decirle: Gracias por ser nuestro amigo y estar cerca de nosotros. Gracias por venir a nuestra tierra chiapaneca. Gracias por traernos el mensaje de paz a nuestras familias. Que Dios lo bendiga mucho, mucho.

Santo Padre Francisco. Le comparto algo de mi vida personal: antes caminaba, corría, jugaba como todo niño, pero a los 5 años empecé a caerme, se dieron cuenta mis papas, y los médicos detectaron mi capacidad especial; tengo distrofia muscular. Fui perdiendo fuerza en todo mi cuerpo hasta que quedé en silla de ruedas y me puse muy triste al ver que no podía caminar, ni correr, ni jugar. Después platiqué con mis papas, les dije que no se pusieran tristes, que podía hacer cosas más grandes, aunque no pueda hacer lo que otros niños hacen y empecé a echarle ganas. Mis papás me apoyan en mis planes sintiéndome sin límites como toda persona normal.

Tengo mucha fe y ha crecido mi esperanza. Sé que Dios me ha bendecido con esta capacidad especial. En El confió. Y si es su voluntad me dará mi salud física. Antes que conociéramos a Dios en mi familia siempre había pleitos, hasta que Dios llegó a nosotros y empezamos a ir a la Iglesia. Al principio no me gustaba. Hoy agradezco a mi hermano, el cual siendo coordinador de adolescentes me motivó mucho. Así inicié en el grupo de adolescentes de la parroquia y me gustó mucho.

Ahora salgo en mi silla de ruedas a evangelizar y lo hago con mucha alegría a invitar a muchos adolescentes que no conocen el amor de Dios. También con mi familia misionamos y visitamos enfermos.

Santo Padre, ore por nosotros, los adolescentes de México, ya que hay muchos jóvenes desanimados; hay algunos adolescentes que están en malos pasos y como nadie los escucha caen en malas compañías y los llevan por malos caminos. Hay mucha violencia entre adolescentes. Como adolescente les digo que si se encuentran desanimados y en malos pasos ¡Animo!, que se incorporen a un grupo. Y recuerden: somos los consentidos de Dios. Somos la esperanza de la iglesia. Ore por nosotros y siga presentando al Dios amor y misericordioso. Papa amigo, los adolescentes de México oraremos por usted y que la Virgencita lo cubra con su manto maternal.

¡Viva el Papa Francisco!… ¡Viva el Papa Francisco!

Mensaje de la familia de la Diócesis de Tapachula

Santo Padre, nos da mucha alegría que haya venido a Chiapas a visitarnos. Su presencia en medio de nuestro pueblo es una gran bendición. Nos sentimos muy felices con su visita.

Mi esposa, mis hijos y yo hemos venido acompañando a mis papás, que han vivido, gracias Dios, más de cincuenta años juntos. Ellos son Aniceto Hernández y Criselda Roblero. De ellos nacimos 5 hermanos: Mauro, Regina, Maximiliano, Adrián y un servidor: Menelio Hernández.

Las parejas de esposos aquí presentes que renuevan su alianza matrimonial, dan testimonio que el amor fiel es posible. Ellos hace 50 años juraron amarse y dar vida en sus hijos. Junto con ellos mi familia se siente bendecida por que a través de nuestros padres, Dios nos ha regalado la fe católica. Gracias a su testimonio y sus enseñanzas hemos aprendido el valor de la oración, la escucha y la lectura de la palabra de Dios.

Hemos aprendido a reconocer el gran valor de nuestra participación en los sacramentos. También reconocemos el regalo de Dios a través de la persona de usted, de los obispos y sacerdotes que van guiando nuestra fe. Damos gracias a Dios por la sabiduría de nuestros padres ancianos.

Le pedimos que haga mucha oración por nosotros, por nuestra patria y por nuestro pueblo que sufre mucha pobreza por la falta de trabajo, los salarios bajos y los precios tan altos de los productos básicos. Somos un pueblo que sufre pero que tiene esperanza, fe y mucho amor para seguir transmitiendo el amor de Dios a nuestros hijos y a las nuevas generaciones.

Nuevamente gracias por su visita y vaya usted con la confianza de que los fieles católicos de Chiapas, siempre oraremos por usted. Dios lo bendiga Santo Padre.

 

[Texto original: ]

[Tomado de la Oficina de Prensa del Vaticano]

© Copyright - Libreria Editrice Vaticana


Cortesía de:
Eternal Word Television Network
5817 Old Leeds Road
Irondale, AL 35210
www.ewtn.com