DOS JÓVENES ARGENTINOS ATIENDEN AL PAPA EN ISLA DE LA FRESA

TORONTO, 24 Jul. 02 (ACI).- Dos jóvenes argentinos del Movimiento Don Orione forman parte del equipo encargado de atender a Juan Pablo II en la casa de retiro de los monjes basilianos que lo acoge en la Isla de la Fresa.

Los argentinos sirven al santo Padre junto a seis sacerdotes, que usualmente dan retiros y sesiones de espiritualidad, y una católica ucraniana que se desempeña como cocinera.

Con ocasión de la llegada del Pontífice, se hicieron algunas reformas en el lugar, ubicado en el lago Simcoe. Se convirtió un cuarto en capilla y se preparó una habitación especial con muebles donados por una compañía italiana de Toronto.

La isla fue habilitada con donaciones de gente de Toronto como mosquiteros, máquinas de café, cajas de cajas de mermelada y miel, y hasta una tonelada de flores traídas de California, donadas por los mormones. Asimismo, se construyó el llamado Santuario Mariano dedicado a María Madre de Dios, una estructura de piedra con una tienda a la entrada, para que el Papa pueda rezar al aire libre.

regreso