IGLESIA CENSURA QUE AUTORIDADES CANADIENSES NO RECIBAN AL PAPA A FIN DE MES

OTTAWA, 5 Jul. 02 (ACI).- La Cadena Televisiva de Canadá (CTV) reveló ayer en un reportaje que la Iglesia Católica en el país ha expresado su malestar por la decisión tanto del Primer Ministro Jean Chretien como del Gobernador General Adrienne Clarkson de no ir a Toronto a recibir al Papa Juan Pablo II cuando llegue a tierra canadiense con ocasión de la Jornada Mundial de la Juventud.

Según el reportaje, las autoridades políticas informaron el pasado viernes a representantes de la Iglesia católica que ni Chretien ni Clarkson se harán presentes en el Aeropuerto Internacional Pearson el 23 de julio, delegando esta responsabilidad al vice-primer ministro John Manley.

El P. Tom Rosica, director nacional de la JMJ, señaló estar "personalmente muy desilusionado" por una decisión que calificó de "impropia y altamente inusual" ya que "es costumbre en el país y alrededor del mundo, que los jefes de estado reciban al Papa".

En efecto, el entonces Primer Ministro John Turner y el ex Gobernador General Jean Sauve recibieron al Papa Juan Pablo II cuando visitó Canadá en 1984.

Según el informe de la CTV, Clarkson planea solamente encontrarse en privado con el Pontífice.

Sin embargo, también según la CTV, numerosos diputados que representan a regiones del país con una significativa presencia de origen italiano, están presionando al Primer Ministro para que cambie su cronograma de actividades y reciba al Pontífice como corresponde.

El congresista por Toronto Dennis Mills, por ejemplo, señaló que confía que Chretien "cambie sus planes y reciba al Papa y se haga presente en un evento que atraerá a más de 200,000 jóvenes de Canadá y el mundo".

Por su parte, el vocero del Primer Ministro, Duncan Fulton, señaló que la decisión de no asistir a recibir al Papa "aún no ha sido tomada" y que la decisión definitiva "se dará a conocer a la Iglesia próximamente.

regreso